Buscar en este blog

lunes, 19 de julio de 2021

Vacaciones esperadas...

Esta temporada ha sido bastante fructífera en cuanto a numismática del blog y del canal se refiere.

          "Felices y merecidas vacaciones..."


He adquirido varios lotes por subasta y hemos podido realizar un unboxing en el canal, con gran aceptación entre los suscriptores.

Uno de ellos en esta Entrada.

A pesar de que el blog, posee una media de unas 200 visitas diarias, sigue sin tener a penas suscriptores... Una lástima, porque ésto hace que frene los patrocinios que tanto podrían ayudar a la mejora de Monedaslimpias.

A su vez, y saltandome la "esencia del blog", me decidí a comprar un compendio de onzas libertad, para dilucidar las diferencias perceptibles, existentes, entre las monedas que son típicamente usadas como inversión y las que son de colección ("Diferencias entre Monedas de Inversión y de Coleccion") ... 

Aquí  podéis visitar la entrada referente al lote adquirido.


En cuanto al canal, inauguré una nueva sección que gira en torno a charlas sobre numismática, con muy buena aceptación... Fenómeno, que hace que la próxima temporada siga con más entregas de esta nueva aportación.


Un ejemplo lo tenéis aquí.


También hemos tenido entradas curiosas e interesantes, como la referida, a la moneda de porcelana alemana del siglo XX.


Hemos hablado de portales interesantes de numismática, como Foronum.


Estrenamos también una nueva sección que trata sobre libros y catálogos de numismática y Sigilografía... Y publiqué mi libro sobre el blog, de manera virtual y físico... Si queréis haceros con él, os dejo de nuevo el enlace con información: Enlace de acceso a información del libro.

Os animo a que este veranos, echéis un ojo al blog y al canal, y miréis las entradas más atractivas o las que a vosotros os gusten más...


Volveré la primera semana de Septiembre con las pilas recargadas y esperando que tanto el blog como el canal vayan mejorando.


Pasad buenas vacaciones y gracias como siempre por visitarme.



Vídeo


miércoles, 14 de julio de 2021

Algunos detalles de la acuñación a martillo

La acuñación a martillo, es uno de los principales medios para crear moneda, que ha venido sucediéndose a lo largo de la historia de la humanidad.

Vamos a explicar una serie de características principales, que nos harán profundizar en este mundo tan apasionante.

En la acuñación a martillo tenemos un soporte sobre el cuál se coloca el cuño inferior, también llamado yunque, que normalmente, ya desde la Edad Media, corresponde al anverso de la moneda.

Este cuño es fijo y va asido a su base, mediante una protuberancia en forma de punzón que se clava normalmente dentro de la madera.

Por otro lado, tenemos un cuño móvil, o troquel, que se coloca encima del cospel, una vez éste está depositado sobre el cuño inferior. El cuño superior  se percute con una maza o martillo y corresponde en el periodo de la Edad Media, al reverso de la moneda.

Los operarios encargados de acuñar moneda a golpe de martillo, normalmente cobraban por el volumen de monedas creadas al día.
De ahí, se deduce, que en ocasiones, estas monedas estuviesen algo descuidadas a la hora de mostrar las improntas de los cuños, ya que este oficio se realizaba generalmente con gran celeridad.

Los cospeles solían recortarse de planchas o rieles cuyo espesor ya estaba ajustado a golpe de martillo. En ocasiones, y según qué ceca, sobre todo las alemanas, se utilizaban rodillos de laminación para adelgazar las barras de metal.

En España, no es hasta la creación de Real Ingenio de Segovia, cuando este fenómeno parece que tenga lugar.

Una vez recortados los cospeles, se vuelven a calentar para que adquieran mayor ductibilidad. Se someten al proceso de blanquimiento, por el cual, los flanes adquieren una presencia limpia desprovista de los aceites y demás suciedades propias de la fundición.

Los cospeles, todavía calientes, algo más maleables, se someten a la primera acuñación.
El operario, dependiendo del tamaño de la moneda a acuñar, percutía una o más veces. Cuanto mayor fuera la moneda, más veces normalmente la golpeaba.

Operario acuñando monedas a martillo."Ciencia y Técnica Monetaria en la España Bajomedieval" Ricardo Córdoba De La Llave.


En ocasiones, cuando las piezas eran de módulos más grandes, había dos operarios que se dedicaban a estos menesteres... Uno sujetaba el cospel con unas tenazillas y el otro, propinaba con una gran maza las percusiones necesarias para que el arte del cuño se transfiriera a la pieza.

En Segovia convivieron en un tiempo, dos sistemas de acuñación: a martillo y a rodillo.

La labra de monedas con rodillos impulsados por la fuerza del agua, sólo se dio en el Real Ingenio de Moneda de Segovia... Sin embargo, en la Casa Vieja (la otra casa de la moneda fundada por Enrique IV) se acuñó exclusivamente a martillo.

Estas dos formas de acuñar convivieron hasta finales del reinado de Carlos II.

Las cizallas que sobraban de los recortes de las planchas de dónde se sacaban los cospeles, volvían a fundirse para producir más rieles.

Los recortes de los cospeles, que se extraían de estos rieles, con el grosor adecuado, se efectuaban con grandes tijeras... Siendo bastante difícil, por no decir imposible, que las monedas alcanzaran una forma redonda... De ahí, que las piezas salgan acuñadas con aristas rectas.

Algunas piezas, como los módulos de 8 maravedíes, se denominan cortadillos, precisamente por esta característica propia de los recortes de las acuñaciones a martillo.

En la antigua Roma, sin embargo, el procedimiento de la obtención de cospeles, parece ser distinta... Suelen obtenerse estos flanes mediante moldes que establecen la forma redonda de los cospeles.... Luego seguramente se aplastan a golpe de martillo, para a continuación acuñarlos.
Estos moldes podían tener varios receptáculos conectados por alvéolos o ser simples sin conexión alguna.

En ocasiones, los romanos también recortaban barras de metal para sacar los cospeles... También los extraían de planchas de metal.

En cuanto al grabado de los cuños, existían básicamente dos procedimientos:

- Apertura del cuño con buril.
- Apertura del cuño con punzones burilados.


Con el método del martillo, no hay dos monedas iguales... Se pueden suceder errores típicos, como malas estampaciones, repintes o aparición de artes incusos, descentreados y roturas de cuño, desincronización de la presión del cuño del reverso en relación al anverso, choques vacíos de cuños... empastes...

Os dejo a continuación el vídeo, para completar la entrada 


jueves, 8 de julio de 2021

Subasta Jesús Vico. 20 de Julio.

Tenemos la subasta 159 de Jesús Vico. Se celebra el 20 de Julio del 2021.

               Subasta de Jesús Vico. 20 de Julio.


Suerte a los pujadores.

Os dejo vídeo:



Vídeo

lunes, 5 de julio de 2021

I. Resellos de 1603/6

Esta a va ser la primera de 6 entradas, que va a tratar, el tema de las diferentes pragmáticas, que tienen que ver con la creación de los resellos del periodo de los Austrias.

Un cuarto de Felipe III de Cuenca con varios resellos, entre ellos, uno a VIII de 1603/6 de la ceca de Burgos. Subasta Biddrnº 29, lote 7364.


Gracias a ello, haremos más fácil el poder descifrar esta serie de monedas, que en principio, parecen tan complicadas.


Le toca el turno al resello de Felipe III, según pragmática de 1603/6.

Un resello que viene a aumentar el doble del valor de módulos de 2 y 4 maravedíes.

Las monedas "afectadas" serán los ochavos y cuartos a nombre de los Reyes Católicos del periodo de Carlos I y Juana. Los ochavos y cuartos de de Felipe II. Los valores a 2 y a 4 maravedíes labrados por Real Ingenio de Segovia, de 1597 a 1602 también van a portar este resello, al igual que los cuartos de Felipe III con ceca de Cuenca.


Es un resello atípico, porque sólo viene reflejado el valor del mismo y no la fecha. Tiene la característica, también, de dejar una concavidad acusada, en la zona donde se percute con el cuño, tal vez, debido a la menor dureza del material dónde se asienta el cospel antes de ser punzonado...


Os dejo un vídeo en el que hablo de estas y otras cuestiones.


 

martes, 29 de junio de 2021

Punzones con impronta.

Los cuños, son el soporte vital para confeccionar monedas.

A lo largo de la historia, el procedimiento para crear las improntas de los cuños, que luego se estamparán en los cospeles, definiendo las consabidas monedas, ha experimentado pocas variaciones.

Desde tiempos muy remotos (antigua Grecia y Roma), los abridores de cuños, gozaban de una serie de ventajas técnicas que facilitaban su trabajo y agilizan la producción de los troqueles necesarios para acuñar moneda.

Cuño Republicano, Denario de Marco Antonio.


Cuando un artesano se enfrentaba a un cuño nuevo, lo abría, generalmente no de una forma directa, sino, a través de los diferentes punzones que modelaba previamente.

Punzón del busto de Fernando VII. "Tesorillo.com"


Estos punzones, ya templados, poseían los distintos artes que iban a ser labrados en negativo en las superficies de los cuños. Debido a este avance, el abridor de cuños, se beneficiaba de una manera más acertada y organizada, mejorando la disposición de todos aquellos símbolos y detalles… que iba a albergar el troquel.

El tener diferentes punzones sobre los disitintos motivos del arte de la pieza, ayudaba al artesano, a corregir errores, solventar modificaciones y confeccionar nuevas improntas de una manera más rápida.

Diferentes punzones. "Tesorillo.com"


Tenemos que tener en cuenta, que los cuños poco a poco van sufriendo su deterioro al choque continuo de los mismos con los cospeles que reciben la impronta… es más fácil por ello, y más ágil, constituir nuevos troqueles gracias al estampado de los punzones, que a abrir directamente el cuño, sin ningún otro tipo de ayuda que el de un buril.


Los buriles pues, parecen estar relegados a abrir los artes de los punzones en positivo, y a refinar el arte de los elementos de los punzones que ya han sido estampados en la matriz de los cuños… pero estas ligeras modificaciones, aplicadas directamente sobre el arte de los cuños, parecen ser más visibles, y asiduas, en las acuñaciones de finales del siglo XIX, dónde las matrices, empiezan a confeccionarse con un único punzón que integra todos los elementos de la moneda.

Sí por ejemplo, nos remontamos a la época visigoda, observamos, como ciertas monedas, poseen en los elementos de su arte (letras y “dibujos”) unas líneas guías, que seguramente se hincaron en la matriz, para referenciar la posición de los distintos elementos, que mediante los punzones o puede que de manera directa, se conseguían trasladar a la superficies de los cuños… favoreciendo la simetría de todos los elementos del arte de la pieza.

Fragmento de triente visigodo. Se aprecian las líneas guías en los dos símbolos de la derecha.


Para aumentar la durabilidad de los cuños, amenazada por los contínuos embistes, propios de las reiteradas acuñaciones, éstos, debían estar fabricados en un metal duro y resistente, como puede ser el propio hierro templado.

Ya desde la Edad Media, se conserva algún que otro cuño de hierro templado.

Mas adelante, estos cuños se confeccionarán en acero templado... El acero incorpora carbono en su estructura, lo que lo hace más resistente y maleable.

Los soportes y elementos necesarios para sujetar los cuños en su elaboración, y trabajar  en la apertura de los mismos, etc, eran creados por los propios grabadores.

Para la adopción concreta de los punzones que se iban a elegir en la apertura de los cuños, también se realizaban pruebas.

Estas pruebas de punzón, se grababan sobre una matriz, que posteriormente se trasladaba a planchas de metal o cospeles. Gracias a ello, se conseguía ver la profundidad del hincado de los diferentes artes de los punzones, la calidad artística de los mismos y otra serie de detalles.

Matriz en la que se muestran distintas marcas de punzones de prueba. www.eldatonumismatico.wordpress.com


Hemos visto como los punzones, se utilizaban para abrir cuños, pero también servían para estampar contramarcas o resellos en las monedas. En este caso, los punzones estaban grabados directamente en negativo, puesto que  transferían el arte, en positivo a la moneda, sin pasar por ningún tipo de intermediario.


Prueba de punzón del resello a VIII de 1654/5, realizada sobre un cuarto de Felipe III resellado.


Para este cometido, también se probaban dichos punzones, antes de acometerse directamente sobre las monedas.

Tenemos así, diferentes pruebas de punzón ejercidas sobre monedas ya acuñadas.

También existen pruebas de acuñación de matrices en metales más maleables, como el plomo.

Prueba de punzones en plomo, de un excelente de los Reyes Católicos. Monedaslimpias.com





Prueba de punzón en cospel de plomo, de un 8 maravedíes de Fernando VII. Monedaslimpias.com


La técnica para acuñar sobre cospel, mediante el martillado, a mejorado a lo largo del tiempo… sólo tenemos que ver la evolución de los soportes que albergan los cuños, para darnos cuenta de ello (cuños a martillo, cuños por imprenta de volante, mejora de los volantes…)

Gracias a ello, también se ha mejorado el aspecto de las monedas, con un mayor relieve del arte de las mismas, mayor realismo, mejor sincronía en relación al anverso y al reverso de las piezas, módulos más grandes, cordoncillos, etc… 


Cuño de un 8 reales de México de Felipe V. Museo Numismático Nacional, Casa de Moneda de México.


Sin embargo, en la antigüedad, cuando el trabajo se prestaba a ser rápido... Predominaba el tamaño del propio módulo de las monedas y el peso de las mismas, descuidando detalles para ellos, “más banales” como la simetría…


Os dejo vídeo...


Vídeo

miércoles, 23 de junio de 2021

Ochavo anepígrafo de la serie de 1652, acuñado en Segovia.

En 1652, en plena Pragmática Real, que establece la creación de los resellos arábigos con valor de 8 y 4 maravedíes, se acuña un circulante nuevo de 2 maravedíes, sin leyenda alguna. 


Ochavo anepígrafo de la serie de 1652, acuñado en Segovia.


Ya tratamos el tema de las monedas anepígrafas en esta entrada anterior.

Son monedas éstas, bastante curiosas, y poseen unos rasgos característicos que las hacen fácilmente catalogables:

1) Estas piezas no poseen leyendas, por eso se las denomina anepígrafas.

Se puede dar la circunstancia, de que fuera de la orla circular que rodea al castillo y al león, exista alguna letra o signo... Pero ésto, será debido, por la presencia de una marca arcaica, de la pieza anterior sobre la cual después se acuñó moneda nueva.

2) Las orlas circulares que rodean al castillo y al león, están realizadas con un trazo de línea continua y no con puntitos, como en los ochavos de Felipe III o IV que se hicieron en años anteriores.

3) Muchas de las casas oficiales, establecen un adorno a los pies del castillo... No se da esta máxima en todas las cecas.

Para confeccionar estás monedas, se seleccionaron los cuartos de Cuenca acuñados en la época de Felipe III, de 1600 a 1602.

En 1651/2 estas monedas con valor de 4 maravedíes, estan desmonetizadas. Se parten en 4 trocitos... Cada sección nueva se emplea para acuñar monedas con valor de 2 maravedíes... Los conocidos ochavos anepígrafos de 1652.

Por eso estas piezas siguen teniendo algo de liga de plata. 

Son monedas muy queridas por los coleccionistas y bien consideradas, a pesar del tamaño minúsculo que tienen.

Os dejo el vídeo para completar información.




Vídeo

lunes, 21 de junio de 2021

Lote de Onzas Libertad de México.

Hoy nos salimos algo de la temática del Blog, para presentaros esta bella pieza de inversión.

1 Onza Libertad de 999 milésimas de plata, del año 2020, acuñada en México.


Dentro de las monedas que utilizamos como inversión, la onza libertad de México, es de las más apreciadas.

Con una pureza de 999 milésimas, y un diseño bastante atractivo, se nos hace imposible no tener alguna de estas dentro de nuestras colecciones.


Aunque debiéramos tratar estas monedas, como lo que son; es decir, piezas exclusivamente de inversión, en ocasiones, algunas de ellas, también pueden ser buenamente coleccionables... Para estudiar éste y más detalles sobre este tipo de monedas de inversión, podéis ir a la siguiente Entrada del blog.


Sin más, os dejo el vídeo para que lo degusteis. 


Vídeo

miércoles, 16 de junio de 2021

1 Cuarto de Burgos a Nombre de los Reyes Católicos

Los cuartos a nombre de los Reyes Católicos, son monedas que se acuñaron, no en la Pragmática de 1497, sino posteriormente, después del reinado de Fernando e Isabel... Por eso se las denomina a nombre de los mismos.



1 Cuarto a nombre de los Reyes Católicos. 1520/ 1525. Ceca de Burgos.


Este circulante, se acuñó en la época de Carlos y Juana y también con Felipe II... dada la gran consideración que adquirieron los Reyes Católicos en toda la actual Europa, se siguió haciendo así, hasta 1566.

Con el nieto de los Reyes Católicos, la liga de plata de los vellones que estaba antaño establecida según Pragmática Real en 7 granos, encareció a 5 granos y medio.


En ocasiones, estas monedas, también vienen a nombre de dichos monarcas, siendo algo más curiosas y demandadas.

Todas estas piezas, poseen liga de plata, de ahí que se refleje la marca de ensaye, que responsabiliza la fiabilidad de la casa emisora y del mismo ensayador.

La pieza de hoy es un 4 maravedíes a nombre de los Reyes Católicos (foto superior) con ceca de Burgos.

A destacar la venera bajo el león rampante, como  marca de ensaye. Ésta, corresponde a Diego de Peñaranda, incurso en el reinado de Carlos y Juana, de 1520 a 1525.

Completar la entrada con el vídeo



Vídeo



jueves, 10 de junio de 2021

Diferencias entre monedas de inversión y de coleccion

Las monedas que nosotros, los numismáticos, utilizamos para coleccionar, difieren de aquellas que consideramos, específicamente de inversión.

Mientras unas se coleccionan teniendo en cuenta diferentes principios; gustos, historia, arte... Otras, se "almacenan" siendo destinadas a guardar un capital y a rentabilizarlo con los años.

Las monedas de colección, suelen haber estado inmersas dentro del curso legal de los países que las acuñaron. Poseían o poseen, valor nominal y estaban confeccionadas en su mayor parte, de metales como el cobre, la plata o el oro. Con el tiempo, se acuñaron monedas incluso de platino, y de otros materiales menos nobles como la cerámica, y diversas aleaciones, hechas con metales como el cinz, el aluminio...

Las monedas de inversión, sim embargo, suelen estar acuñadas en los metales más valiosos: plata, oro, platino y paladio... Son éstas, piezas, generalmente, también de curso legal, pero que no están dentro de la circulación usual y que poseen un valor nominal muy alejado del contenido intrínseco del metal del que están hechas.

Las monedas de inversión, están generalmente avaladas por los gobiernos pertinentes y se acuñan normalmente, en cecas oficiales.

En cuanto a la plata se refiere, las monedas de inversión, gozan de una ley altísima, casi pura... Las monedas de inversión más fiables poseen un contenido de  999 milésimas de plata (siendo 1000 milésimas  la máxima consideración que tiene este metal) y piezas como el Maple Leaf añaden 9 puntos más de porcentaje de este metal argénteo en sus monedas, concretamente un 999.9 % de plata... Sólo un 000.1 porciento de la moneda, está hecho de otro metal. 



Una onza de plata libertad mexicana... Una verdadera joya para la inversión y también para colección.


Son monedas, las de inversión, que al no circular, se pueden permitir esta característica, pues cuanto mayor es el porcentaje de pureza de metal que albergue la pieza en sí, más maleable será... Y no tendría sentido que circulasen, pues estarían expuestas a sufrir más daños que aquellas monedas que sí que están destinadas a moverse de mano en mano, y que al detentar otros metales aleados con la plata, fortalecen la estructura de las mismas... 


Las monedas de colección, también pueden ser consideradas monedas de inversión, atendiendo sólo al principio del valor del metal. Ésto ocurre, por ejemplo, cuando ciertas piezas de colección, pierden valor numismático y sólo valen lo que su peso y su tipo de metal, establecen. Aún así, la mayoría de las monedas de colección que se emplean en inversión, no alcanzan nunca las 999 milésimas, llegando a tener como máximo, 925 milésimas.

Por otro lado, algunas monedas de inversión pueden estar a caballo entre lo que pudiera considerarse expecíficamente colección e inversión.

Hay piezas interesantes, como las onzas de plata libertad, acuñadas en México, que están cogiendo cada vez más prestigio... No descartemos que en un futuro, algunas de ellas (ya sea bien por su tirada, o algún otro tipo de condicionante) alcancen a parte del valor intrínseco del metal, un vamos numismático elevado... A parte, el sólo hecho de poseer una pieza de estas características, con un 999 % de pureza, y con tal belleza, es un placer en sí mismo y una excusa perfecta, para incluirla en nuestras colecciones.


Os dejo el vídeo para completar esta entrada.


Vídeo


sábado, 5 de junio de 2021

Ochavo inédito de Carlos II con Ceca de La Coruña

Fueron 5 años de emisiones labradas con reales ingenios de la serie 1660/1664. Dos décadas más tarde, se vuelve a acuñar a martillo en el reinado de Carlos II.

La cantidad de problemas que dieron los maravedíes de busto del Rey Planeta, obligaron a su hijo, Carlos II, a volver a funcionar con ochavos hasta finales de 1696.



Ochavo de Carlos II con Ceca de La Coruña. 1696. Moneda de la colección de Carlos B.


En este contexto, presentamos la pieza de hoy:

Un dos maravedíes de la Ceca de La Coruña de la última emisión... 1696.

Si tomamos en cuenta el catálogo de Sanahuja, en la Ceca de La Coruña existen dos últimas emisiones ( la de 1695 y 1696)

En ambas, se establecen dos variantes:

1) Marca de ceca y de valor, sin acotaciones.

2) Marca de ceca y de valor, con acotaciones por puntos.


La moneda de la imagen, correspondería a la variante número 1, puesto que no detenta acotación en ambas marcas, y concretamente se acercaría a la subvariante 2, en la que la fecha es de 1696 y no 1695.

Pero hay una diferencia sustancial en esta moneda, que la hace ser única... y es el arte del anverso. En el Sanahuja, se muestra un castillo para esta variante, adoptado de tiempos antiguos, más enjuto y arcaico. En la moneda que os presento, el castillo posee tres almenas claramente diferenciadas y alberga un arte mucho más avanzado, propio de este tipo de acuñaciones.

Castillo arcaico.

                             Castillo moderno.


Pero a parte, existen ciertas características curiosas en el cospel, que hacen de esta moneda algo único.

Si nos fijamos en la marca de ceca, veremos cómo el lateral del escudo que alberga el castillo, permite alojar a la venera, de una manera casi ofensiva.

Se aprecia el lateral del escudo que hace de colchón frente al peso de la venera.


Por otro lado, la parte del escudo en la que descansa la corona real,  goza de un ensanchamiento algo atípico, que profiere al anverso mayor consolidación y robustez.

                       Escudo grueso y peculiar.



Vídeo

miércoles, 2 de junio de 2021

8 Maravedíes de 1833.

Los maravedís acuñados en cobre, de Fernando VII, se crearon en varias localidades... Concretamente en el Real Ingenio de Segovia, en Jubia y en Pamplona.

Son monedas acuñadas por prensa de volante. Esta prensa, empezó a utilizarse para monedas de cobre, en el Real Ingenio de Segovia, en 1772, justo con el reinado de Carlos III... Supuso un cambio sustancial en la calidad de las piezas, que se vieron favorecidas, en la presentación de los artes "impresos" mucho más realistas, y superiores acabados técnicos; tales como una mayor presión de los cuños con mejoría de las improntas, cantos con cordoncillos y recortes simétricos de las monedas.


En el caso de Fernando VII, nos encontramos con tres series, distinguidas por sus años de acuñación y el arte del busto del monarca.




8 maravedíes de Fernando VII, de 1833, del Real Ingenio de Segovia. Colección del Autor.


En esta entrada, nos centraremos en la serie de las emisiones de 1815 a 1833, a través de una pieza con una belleza difícil de esquivar. 

Tanto en Jubia como en Segovia, se acuñaron valores de 2, 4 y 8 maravedíes.

En Jubia a demás, se conservan módulos de 1 maravedí... Y aunque se tiene constancia de que en la ciudad del Eresma, también se acuñó moneda con este valor, yo hoy por hoy, todavía no he visto ninguna pieza.

1833 fue el último año de emisión de la tercera serie de acuñaciones de los cobres de Fernando VII... Su hija, Isabel II, daría paso a una nueva forma de acuñar con prensa de volante avanzada, cuando "introduce" la virola partida...


Os dejo el vídeo.


Vídeo


domingo, 30 de mayo de 2021

Nueva sección sobre catálogos y libros de Numismática. I.

Hoy inauguramos una nueva sección en el blog y en el canal. Ya hemos visto como la numismática no sólo se ciñe al coleccionismo propiamente dicho de monedas, si no, que incluye dentro de su buen funcionamiento, el estudio de las mismas.

Existen muchos soportes cognitivos, a través de los cuales, los numismáticos podemos beneficiarnos. Dentro de estos canales de conocimientos, destacan sobre manera, los libros.

Los catálogos y libros sobre numismática, son en sí mismos, verdaderas joyas del coleccionismo, y aportan aquellos ingredientes necesarios y obligados, para que nuestras colecciones cobren significado y alcancen una consideración óptima adecuada.

Nunca podremos valorar de manera completa, aquellas piezas que tengamos en nuestro haber, si no hemos podido descubrir de dónde vienen, por qué fueton creadas y qué tipo de exclusividad detentan... Y en este sentido, los libros, son una parte indispensable para satisfacer estás y otras necesidades.


"La Construcción del Real Ingenio de la Moneda de Segovia a través de sus cuentas" de Miguel Ángel Villanueva De Santos.

El libro de hoy, nos presenta un compendio de documentos, extraídos de un legajo de 1400 hojas, conservadas en el Archivo de Simancas, en Valladolid.

Estos escritos, detallan minuciosamente, los desgloses de los gastos ocasionados en la creación de Real Ingenio de Segovia.

Se destacan aspectos históricos atractivos y sorpresivos, centrándose en ocasiones, en acontecimientos ocurridos durante la construcción de la Nueva Casa de la Moneda de Segovia, que contribuyen a conformar un lienzo más completo, sobre la historia del Real Ingenio.

Enlaces a otros libros expuestos en el blog:





Sin más, os dejo el vídeo.... Que lo disfrutéis.



martes, 25 de mayo de 2021

Nuestra colección se merece la mejor protección

Dentro de la numismática hay tres fases importantes que debemos conocer:

1) Búsqueda y/u obtención de la pieza que deseamos comprar.

2) Restauración de la pieza en caso de que la necesite.

3) Conservación de la pieza.

Una simple cápsula, nos puede salvar de más de un disgusto.


Existen otra serie de condicionantes, alguno de los cuales he tratado en el vídeo de esta entrada.

Es importante, que no escatimemos en gastos a la hora de conservar nuestras colecciones.

Hoy día, existen muchas alternativas que podemos elegir para preservar nuestras piezas... Así que, gracias a esta facilidad, no tenemos excusa para desatender esta tarea.


Sin más, os dejo el vídeo de hoy. Que lo disfrutéis.


Vídeo




viernes, 21 de mayo de 2021

Dos monedas rebuscadas en un lote...

Ayer me pasé por la Plaza Mayor de Madrid y visité las tiendas de numismática...


                    Dos piezas conseguidas, en -bc


Pude encontrar en un lote, estas dos piezas, a muy buen precio.

Es recomendable y enriquecedor, que de vez en cuando ojeéis lotes de monedas de cobre... porque siempre pueden surgir sorpresillas.


Os dejo el vídeo sobre las piezas. Que lo disfrutéis.



Vídeo

martes, 18 de mayo de 2021

La prensa a volante... Y vídeo

La prensa volante, estableció ciertas mejoras en las acuñaciones, que se vieron enriquecidas, esencialmente en dos características:


1) Arte más realista. Se destaca la veracidad de los rostros de los monarcas. "Por primera vez", se constituyen rostros más fidedignos, que se reconocen fácilmente.

Aunque siempre se ha emparejado, el mejor realismo del arte de las piezas, con las acuñaciones por prensa de volante, tenemos que matizar, que siglos antes, mediante la acuñación a martillo, se consiguió un alto grado de realismo en las monedas... estas acuñaciones de antaño, en algunos casos, nada tienen que envidiar, a las posteriores formas de hacer moneda… no tenemos mas que ver, ejemplos impresionantes del periodo romano, donde los bustos de los emperadores parecen cobrar vida...

Rostro de Trajano de Dacio. De denario romano. Con Gran realismo.


2) La presentación de las monedas una vez acuñadas por prensa de volante, es plana. Se logra un avance a este respecto, ya que con las piezas acuñadas por Real Ingenio, los flanes gozaban de cierta curvatura.



Hasta hace relativamente poco tiempo, una de las prensas de acuñación del Real Ingenio de Segovia, se exhibía en el Alcázar de Segovia. Este fenomenal invento, era la joya de la Sala del Tesoro, de tan maravilloso castillo fortaleza.

Prensa a volante, del Real Ingenio de Segovia.


En el año 2015, el patronato del Alcázar, cedió la prensa de volante al Real Ingenio.

Esta prensa fue construida en Sevilla de 1735 y estuvo trabajando en la Real Fábrica de Moneda de Segovia a partir de 1772. La prensa acabó en el Álcázar de Segovia y volvió en el 2015 a su sede principal… a día de hoy, carece de los volantes superiores y del tornillo central.


En la Real Fábrica de Artillería de Sevilla, debido a la experiencia en fundición, para crear campanas y armamento militar... se produjeron parte de estas afamadas prensas de volante.

La diferencia en el proceso de acuñación en las prensas a volante, en relación a las labras por rodillos de laminación, es bien perceptible.

Si con los Reales Ingenios, las monedas eran recortadas de los rieles una vez ya habían sido acuñadas... con los volantes, los cospeles se separaban de los rieles y se acuñaban como se venía haciendo desde tiempos inmemoriales, a golpe de martillo.

En las monedas a volante, se establece una tercera cara de la moneda; el canto, que suele también labrarse con el denominado cordoncillo. Este elemento, cumplirá una doble función; adorno y limitación de cercenado de los cantos de las monedas.

Los primeros cordoncillos del Real Ingenio de Segovia, tendrán forma de laurel, y se realizarán a través de una máquina simple, pero innovadora, cuyo nombre es el de cerrilla.

La cerrila, básicamente se compone de dos soportes de metal horizontal, abiertos por el centro en toda su longitud. En este hueco, se ha labrado en negativo el cordoncillo que posteriormente será unido a la pieza… ni que decir tiene, que es del grosor del canto de la moneda. Uno de los soportes es fijo y el otro móvil. La moneda se coloca de canto, dentro de la hendidura y uno de los módulos de acero avanza paralelo al segundo, produciendo el arrastre de la moneda, al tiempo que se va grabando el canto gracias al paso por ambos soportes.


Una vez se establece el cordoncillo, ya se puede acuñar en la prensa a volante 


Vídeo



martes, 11 de mayo de 2021

Los Rieles en las Casas de Moneda.

A partir del siglo XVI en las casas de monedas pertinentes, los lingotes o rieles de gran grosor, se realizaban, vertiendo el metal en líquido dentro de unos moldes horizontales fabricados con arena.

A finales del XVI los moldes se harán de hierro, favoreciendo la forma más elaborada de los rieles. Para evitar que se pegue el metal fundido depositado, se impregnarán los moldes con aceites especiales.

Si avanzamos en el tiempo , la técnica de confeccionar rieles mejorará y se crearán máquinas llamadas rieleras que a través del vertido del metal en líquido, producirán los lingotes pertinentes para posteriormente ser acuñados.

Normalmente había dos módulos giratorios, que poseían los respectivos moldes para verter el fluido. Estos moldes se distribuían verticalmente a lo largo de toda la circunferencia del módulo giratorio y cada uno de ellos tenía sólo una de las partes del molde completo.

Los moldes se completaban de uno a uno. Justo cuando el operario hacía girar los módulos giratorios, se unía por coincidencia, la parte superior de un módulo y la parte inferior del otro. Ambos se cerraban, conformando un molde completo, dejando una oquedad en la parte de arriba, que es por donde entraba el metal fundido. Una vez se solidificaba, el operario hacía girar los módulos para aunar un nuevo molde, y el lingote del molde anterior caía al suelo, ya solidificado.

Estos lingotes, ya pueden considerarse  rieles, y tenían un grosor, todavía poco apto para ser acuñados.

Es entonces, cuando dichos rieles, pasaban por los ingenios de laminación, sufriendo estiramientos y adelgazamientos.Tal proceso se repetía unas cuantas veces, hasta que se conseguía, que el riel, obtuviese el grosor correspondiente y óptimo para recibir la labra del cuño de los rodillos.

      Rieles y cospeles del Real Ingenio de Segovia.


Pero para ello, en cada repetición, tenían que volver a calentarse los rieles, consiguiendo así la maleabilidad pertinente.

La fundición de los metales que conforman las monedas, se producía por las altas temperaturas, reflejadas en más o menos grados, en función del tipo de metal que se utilizase.

Para fundir los metales, se utilizaba un crisol que podía albergar hasta más de 130 kilos de material. Los vellones, se depositaban en el crisol, con un porcentaje adecuado de liga de plata, antes de ser fundidos. Se utilizaba carbón y seguramente madera, para la combustión. Estos grandes crisoles, aguantaban unas pocas fundiciones. Al final, acababan muy perjudicados y se rompían a golpe de martillo para extraer el metal excedente adherido a las paredes del mismo. Este metal, y otros, conseguidos, por las salpicaduras de  los vertidos de las fundiciones, y por las  raspaduras de los techos y paredes de las casas de monedas… se volvía a lavar y a fundir, para obtener metal limpio, que en principio había estado mezclado con impurezas después del proceso de fundición. Los crisoles solían estar fabricados de barro para el oro, y de hierro forjado para la plata y el cobre. Los crisoles donde se contenía el oro, eran cerrados en su parte superior por una tapa de arcilla, evitaban con ello que este metal se evaporase. Sin embargo, en los crisoles que contenían plata o cobre, se tapaban con carbón para evitar oxidaciones y fugas de evaporaciones perniciosas para la salud.

La ley de los metales se volvía a ajustar después de estas fundiciones.

Normalmente, los rieles pasaban por distintos rodillos de laminación ya calibrados. Así, la distancia entre los rodillos, en cada ingenio, irá de mayor a menor, evitando tener que hacer rectificaciones en las máquinas que reciben el paso de los rieles… utilizaban varios ingenios con distintas separaciones entre los rodillos, en este proceso de adelgazamiento, huyendo de  tener que estar parando y ajustando la distancia entre los mismos.

En las acuñaciones a volante, los rieles adquirían su último rebaje del grosor del canto en las denominadas hileras. Máquinas provistas de un hierro largo, acostado sobre una madera. El giro de una manivela, atraía un soporte de hierro dentado que a su vez arrastraba al riel, y se hacía pasar por unos orificios pequeños para adelgazarlo.


Vídeo

jueves, 6 de mayo de 2021

Charlas filosóficas III. Las convenciones numismáticas...

¿Volverán los buenos tiempos...? Sí. El Covid ha paralizado y eliminado muchos de nuestros quehaceres diarios y ha hecho que busquemos nuevas alternativas para suplir estas carencias.


No es, hasta que estemos todos debidamente vacunados, cuando empecemos a funcionar de una manera más natural... Creo personalmente, que nos va a costar psicológicamente, pero es una batalla que hay que dar, desde ya, como vencida.


A este respecto, las queridas convenciones numismática deben volver... Esperemos que los comerciantes hayan superado esta difícil situación, y que cojan fuerzas, para proseguir con una tradición, que tanto beneficia al coleccionismo.

Cartel de una de las convenciones numismáticas celebradas es Segovia. Concretamente la del 2019.


Este tipo de reuniones entre coleccionistas y tiendas de numismática, enriquece al sector y a los propios interesados, y ofrece un camino lleno de posibilidades que de otra manera se hace si no imposible, muy difícil .

El vídeo de hoy trata sobre estos aspectos, espero os sea de vuestro agrado.



Vídeo

martes, 4 de mayo de 2021

Cortadillo con una disposición de resellos muy artística.

Toda moneda puede ser examinada hasta la extenuación... 

Cuantas más monedas miremos, y estudiemos, antes veremos y comprenderemos, las marcas de otras piezas, que al principio seguramente nos hayan pasado desapercibidas.

Cortadillo de Felipe III ó IV con dos resellos.


Hoy tenemos un cortadillo que porta varios resellos... La disposición de los mismos es muy artística.


Espero que disfrutéis del vídeo.



Vídeo

domingo, 2 de mayo de 2021

Un Ochavo de Felipe II, con vídeo en el canal de Youtube y una reflexión .

Para observar bien el arte de una moneda, debemos ser pacientes y meticulosos.


Ochavo de Felipe II de la ceca de Cuenca con varios resellos.


Normalmente, todos los elementos que se encuentren en el cospel, corresponderán a una explicación lógica... No suele haber monedas con marcas aleatorias que no vengan a significar nada... Cualquier detalle, por pequeño que sea, puede revelarnos un dato importante que certifique de manera automática la catalogación de nuestra pieza.

Es inevitable que conozcamos el valor de los resellos y sus fechas... Poco a poco, iremos ampliando un conocimiento más elevado, que hará que lo que antes considerábamos imposible de descifrar, ahora sea una "mera anécdota".


Este blog, modestia a parte, apoyado también por su canal en Youtube, creo que es una buena herramienta que nos puede ayudar a conseguir ese tipo de conocimientos ... Pero es importante, que cada uno marque su propio camino, y se atreva a adentrarse en este maravilloso mundo de la numismática, investigando y enriqueciéndose así, a él mismo y a todos los colegas que tengan la suerte y el placer de empaparse de tales avances.


En esta línea hay verdaderos maestros en foros, blogs y portales y canales en internet... Os animo a que los apoyéis con vuestros contarios, y suscripciones.


Destaco algunos:

Blognumismático

ColeMone

Tutmosis V

Ancient Coins

Monedaslimpias




Vídeo

sábado, 1 de mayo de 2021

Ardites catalanes labrados en Segovia.

Fue en 1753, cuando el Real Ingenio de Segovia, aceptará la propuesta de Cataluña para confeccionar ardites locales.

Felipe V prohibió acuñar en la Ceca de Barcelona… tras el reinado de Fernando VI, siguió vigente esta normativa, por lo que se tomó la decisión de encargar moneda local para el Principado de Cataluña al Real Ingenio de Segovia.

En 1754, se inicia en el Real Ingenio, una serie de acuñaciones con rodillos de impresión, por encargo, que serán las últimas muestras elaboradas por esta forma tan incipiente de labrado que instauró Felipe II en tan excelsa ciudad, a los pies del Río Resma, allá por 1585.

Después de estas acuñaciones, empezarán a emplearse otros sistemas de acuñación, tales como la prensa a volante, prensa mecanizada...

Así que, desde 1754 y hasta 1756, se confeccionarán esta serie de ardites, con destino local, para circular en Cataluña.

Tanto los ardites de 1754 como los de 1755, tienen un reverso peculiar (escudo con una cruz patada apuntada en su parte inferior y barras del escudo de Aragón)


La cruz, hace referencia a Íñigo Arista, el primer rey de Pamplona. Por lo tanto, este escudo es el de Aragón y no el de la propia Cataluña, como ciertos autores quieren dar a entender. En 1755 todavía Cataluña no tenía escudo propio, de hecho, a día de hoy su escudo no es oficial. No obstante, seguramente todo ésto se debe a una equivocación, o a una intención deliberada, de los abridores de cuño, o de aquellos oficiales, que establecieron cual podría ser el escudo oficial de Barcelona... En cuyo caso, es raro pensar que la decisión adoptada estuviera marcada por una confusión, pues después del primer año de acuñación, se siguió acuñando con este modelo equívoco durante todo 1755...

Las monedas de 1756 adquieren otro reverso, que bien pudiera hacer referencia también de manera consciente al escudo de Aragón, con 4 palos gules... Ya que Cataluña parece que adoptó como suyo propio este modelo aragonés... Así que tal vez, existió desde el Real Ingenio de Segovia, una forma meditada y deliberada de llevar a confusión, respecto a la interpretación del arte nobiliario de estos escudos.

Tres tipos de Ardite con Fernando VI


Emisión de 1754

                         Jesús Vico, 07/03/2019



Anverso 

Escudo coronado con cuartelado de leones y castillos.

Leyenda:

.Ferdinandus. VI. D.G.


Reverso

Escudo coronado y cuartelado. En el primer y tercer cuadrante con una cruz patada con base apuntada, segundo y cuarto cuadrante con  las barras de Aragón.

Leyenda:

.Catalon. 1754. Princeps.


Emisión de 1755

                     Cayón Subastas 18/07/2019


Anverso

Escudo coronado con cuartelado de leones y castillos.

Leyenda:

.Ferdinandus. VI. D.G.


Reverso

Escudo coronado y cuartelado. En el primer y tercer cuadrante con una cruz patada con base apuntada, segundo y cuarto cuadrante con  las barras de Aragón.

Leyenda:

.Catalon. 1755. Princeps.


Emisión de 1756


                       Tauler y Fau, 27/09/2017


Anverso

Escudo coronado con cuartelado de leones y castillos.

+ Ferdinandus + VI. D+ G+


Reverso

Escudo coronado y barras de Aragón.

Leyenda:

+Catalon+ 1756+ princeps+



lunes, 26 de abril de 2021

Pruebas de las máquinas de acuñar construidas por talleres San Carlos.

En el Cádiz de 1948, se acuñaron una serie de piezas con módulo de una peseta en el taller de San Carlos.

De 1946 a 1947 se dictaron varias pragmáticas, en las que se instaba a acuñar moneda con valor de 1 peseta, en la Real Fábrica de la Moneda de Madrid.

Al respecto de ello, se encargó, a la Sociedad Española de Construcción Naval, el montaje de 6 prensas de acuñar.

Las máquinas, se montaron en uno de los espacios de esta institución, concretamente, en los Talleres de San Carlos, en San Fernando, en Cádiz.

Fue en la Sociedad Española de Electromecánica, de Córdoba, dónde se recogieron los cospeles para acuñar esta serie de monedas… los flanes, serían los mismos, que iban a ser destinados a las acuñación de las primeras pesetas del Caudillo.

En 1948, después de estas acuñaciones de prueba, sin valor nominal, se constituyen las primeras monedas de peseta con este mismo año (dictadas por pragmáticas anteriores)

El jefe del estado, tuvo la oportunidad de ver de primera mano, estas primeras acuñaciones. En realidad, se crearon dos tipos de moneda; Una, para probar la efectividad de esta serie de prensas, y otra, para conmemorar el día tan señalado, y dejar constancia de la visita de Franco. En este tipo menos común de moneda, en la leyenda se puede leer: Visita de S el Caudillo de España, San Carlos MCMXLVIII.


Ambos tipos de moneda, están confeccionados en cobre (900 milésimas) y en aluminio (1000 milésimas).

Estas piezas, se consideraron, pruebas de acuñación… con ellas, se verificó la calidad de las acuñaciones y la validez de este tipo de prensas. Fueron monedas que no llegaron a circular, por lo que no es difícil verlas en buenas calidades... Aunque, también existen muchos errores de acuñación.

En estos talleres, se acuñó también una moneda de oro... fue el obsequio que la empresa destinó  a Franco por su visita 

En este tipo de acuñaciones, pueden existir básicamente dos variantes en el proceso de impresión del arte en la pieza: monedas con reverso y anverso coincidente, y monedas con reverso y anverso no coincidente.

En cuanto a las piezas exclusivamente conmemorativas, decir, que si bien, parece ser cierto, que sí que se acuñaron, es bastante difícil, por no decir casi imposible, poder ver alguna de ellas hoy en día.


Prueba de verificación de calidad de las prensas de la Fábrica Naval de  San Carlos en Cádiz. Se aprecia el brillo original en el cospel.



La moneda que os presento, está sin circular, y fue sacada de uno de los cartuchos de la fábrica naval, delante de mis propios ojos… conserva su brillo original, y detenta un error en el proceso de acuñación (ennegrecido), que podéis ver a la derecha del reverso... todas las monedas del susodicho cartucho, poseían este error... en unas, estaba más acusado que en otras.

Si os fijáis con atención en la moneda de la foto, veréis como hay una desalineación evidente en las palabras del campo de la pieza (en "Talleres") ... Es fácil que exista descompensación en las letras de estas monedas, pero en la que os muestro, aparece un error muy perceptible, que a mí juicio lo consideraría variante. 

Por cierto, en su día, se vendieron también cuños de estas monedas.

Las dimensiones del cospel impreso, son de 21 milímetros. El peso es de 3,5 gramos.

En realidad, se deben considerar medallas y no monedas, ya que no poseen valor facial y tampoco llegaron a circular.

Por otro lado, la fábrica de San Carlos, siguió acuñando piezas a lo largo de los años, aquí tenemos una fiel  muestra de ello:



Medalla de la fábrica de San Carlos. 1971. Numismática On Line.




1 peseta por 10 discos. Fábrica Naval de San Carlos. Dinero o ficha de pago para los operarios de la fábrica. Ebay.




1 peseta por 5 discos. Fábrica Naval de San Carlos. Dinero o ficha de pago para los operarios de la fábrica. Todocoleccion.




1 Peseta por 2 discos. Fábrica Naval de San Carlos. Dinero o ficha de pago para los operarios de la fábrica. eBay.