Buscar en este blog

martes, 18 de febrero de 2020

El Toisón de Oro en la Monarquía española y en la numismática.

Felipe III, apodado “El Bueno”, Duque de Borgoña, instaura una de las órdenes de caballería más longevas e importantes, de toda la nobleza europea.
Con el “Toisón de Oro” constituye una orden militar, acorde a los tiempos que vive en su sociedad. Quiere con ello, establecer un modelo de conducta y caballerosidad en el cuál, se vea reflejada la concordia entre los miembros que la forman … emulando con ello, los antiguos códigos de cortesía caballeresca propios de la alta Edad Media, y protegiendo por todos los medios la función de la Iglesia Católica.

Capítulo Primero del Toisón de Oro. 1473-77. Viena Haus. Hof und Staatsarchiv.


En el devenir del tiempo, estos principios, fuente del origen de esta orden de caballería, han sido alterados  por la monarquía española… que ha preferido entregar su más preciada joya a los presidentes republicanos franceses.

Es a partir de la Guerra de Sucesión, cuando la el Toisón de Oro, se separa en dos estirpes; la austriaca y la española.

Esta orden de caballería, fue establecida por el duque Felipe III, en el Ducado de Borgoña (amplio territorio de la corona española, ya con Carlos I, rey del Sacro Imperio Romano Germánico) el 10 de Enero de 1429, y con ello, la rama de los Borbones  se ve fortalecida, al igual que la de los Habsburgo. Gracias a la orden, “el Bueno” pudo convivir con otros monarcas europeos, sin temor a que se estableciera cualquier tipo de disputa. El Toisón de Oro, ejercía un control entre todos sus miembros, favoreciendo a  los consecuentes reinados y evitando luchas y enfrentamientos no deseados.
Hoy en día, en España, nuestro monarca, Felipe VI, obstenta el mayor rango de esta orden de caballería, el de gran excelencia.
Esta orden, se refleja materialmente en un collar creado a tal efecto.

La simbología del collar:

El Potence (collar histórico) está hecho todo él, de oro macizo, con unas dimensiones de 143 cm, con 51 escudos de armas distintos, de los miembros de la orden. El escudo de armas principal, también es de Carlos I, sin el águila de San Juan, y las columnas del Plus Ultra, encima y debajo de la insignia principal del propio toisón.

Potence, en el Palacio Hofburg de Viena, Austria.


Un Vellocino, ocupa el espacio más predominante. Éste, hace alusión, tanto a Flandes (en ese periodo de la historia, Brujas era una de las potencias lanares más importantes de Europa… le sigue Segovia, con sus esquileo, ya entrado el siglo XVI) como a la alta e indispensable posición del monarca, cabeza de todos los caballeros, y excelencia sobre cualquier otro miembro.

Encima del cordero, se sitúa una llama, que simboliza una de las premisas de Felipe III:  “Hiere antes de que se vea la llama..." traducido a un lenguaje más coloquial, “ataca antes de que tus enemigos se hagan fuertes”

Detenta también el toisón, la representación de unas gotas de rocío, en recuerdo de la Virgen María, y una cruz en aspa, rememorando al patrón de Borgoña, San Andrés.

Por otra parte, los eslabones en forma de B, aluden a la ciudad de Borgoña.

El Toisón de Oro en las monedas del siglo XVII

Felipe IV, sucedió a su padre Felipe III, rey también de España y Portugal, en el cargo de excelencia del Toisón de Oro.

Felipe IV, con el Toisón de oro, por P. Velázquez. Galería Nacional de Londres.


El propio hijo extramatrimonial, del Rey  planeta, Juan José de Austria, también tuvo el honor de entrar en la afamada orden de caballería.

Juan José de Austria con el Toisón de Oro. Anónimo. Museo del Prado de Madrid.

Tanto los patagones como ducatones de Felipe IV, de los Países Bajos, llevan grabados el Toisón de Oro en sus respectivas piezas. Los primeros, en su reverso, con la propia cadena representada... los segundos, en el pecho del monarca.

Busto de un Ducatón de Felipe IV de Amberes, con el Toisón de Oro en su pecho.


El potence creado por Carlos V de Alemania, ha sido utilizado en las representaciones medallísticas y en el circulante de los Austrias y Borbones, a lo largo de la historia.

Destacan sobre manera, algunos resellos estampados en los duros de Felipe IV con la marca del Toisón de oro.

8 Reales de Felipe IV de México. Fecha repasada de 1642. Dos contramarcas del Toisón de Oro. Moneda "convertida" a Patagón. Lote 676 de Subastas Cayón.




Esta contramarca, se estableció en Flandes, por mandato del gobernador, para validar la ley y peso de las monedas que entraban en los Países Bajos… los que provenían sobre todo, de la Nueva España... la intención de esta contramarca, era validar aquellas monedas que se escapaban  de la merma de material. Por entonces, había muchas piezas faltadas, con un valor intrínseco gravemente disminuido.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Aquí puedes comentar sobre la entrada